noviembre 13, 2019

Select your Top Menu from wp menus

El director “apócrifo” que frena la 4T en el INIFAP

El director “apócrifo” que frena la 4T en el INIFAP

La ausencia del INIFAP en tareas fundamentales para lograr la autosuficiencia alimentaria y de las grandes decisiones en materia agropecuaria y forestal del país; el abandono de los 6 centros de investigación y 64 campos experimentales distribuidos en territorio nacional de la institución; el manejo discrecional de los recursos; la discriminación contra investigadores sindicalizados; la triste gestión ante el Ejecutivo y el Legislativo; y el nulo protagonismo en las tareas de apoyo a los productores rurales de la “Cuarta Transformación”, parecieran asuntos mínimos si se observa que en el organismo se mantiene un director general “apócrifo”, que surgió al amparo de la ilegalidad y la opacidad. Todo ello cobijado por el apellido Peña Nieto.

Se trata de Fernando de la Torre, director del Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (INIFAP), quien mantiene anclado el organismo al pasado que pretendió desarticular la investigación agropecuaria y forestal nacional y que se “enquistó” en la administración del presidente Andrés Manuel López Obrador (AMLO), que ha planteado acabar con la ilegalidad y dejar atrás en neoliberalismo que sumergió al campo en una crisis de la que no ha logrado salir.

Lo que se llego

La historia es truculenta y el caso ya llegó hasta la Secretaría de la Función Pública (SFP), donde el 11 de enero del presenta año el SIINIFAP envío una queja administrativa por “hechos de corrupción de Fernando de la Torre Sánchez por ejercicio ilícito de servicio público”, dado que su nombramiento como director general de INIFAP, realizado el 7 de agosto de 2018 es ilegal, porque éste se hizo en contraposición de la disposición oficial de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) del 9 de julio  del año pasado en el sentido de que no se iniciaran procedimientos de contratación a partir del 16 de julio del 2018  (Oficio circular 307-A-1892). La solución para burlar esta disposición fue hacer retroactivo el nombramiento de De la Torre.

Es de llamar la atención que el documento donde se avala dicho nombramiento para un periodo de cinco años está firmado –con fecha del 16 de julio– por el entonces presidente Enrique Peña Nieto, ya que esta facultad recae en el jefe del Ejecutivo –artículo 21 de la Ley Federal de las Entidades Paraestatales.

Otro antecedente que evidencia la falta de transparencia en el proceso para nombrar al actual director del INIFAP es que el 26 de julio del año anterior, el entonces subsecretario de Agricultura de la Sagarpa, Jorge Zertuche, entregó el nombramiento como encargado de despacho de la dirección general del organismo al doctor Raúl Obando, con efecto retroactivo al 16 de julio.

Los argumentos

Esto argumenta la queja administrativa que el SIIINIFAP —-que representa al 65% de la plantilla de investigadores del organismo– envío a la titular de la SFP, Irma Eréndira Sandoval Ballesteros, donde se agrega que con esto de dio la “consolidación del fraude y comparsa del secretario del ramo”, en “la existencia de dos titulares del INIFAP al mismo tiempo” , por lo que el nombramiento de De la Torre “es ilegal, ya que violenta el artículo 3º de la Ley federal de procedimiento administrativo y el artículo 14 de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, que establece que nada puede ser aplicado con retroactividad”.

El secretario general del SIINIFAP, Ramón Garza García, señala que el INIFAP está “secuestrado” por la “mafia en el poder” que gobernó México en el último sexenio, ya que Fernando de la Torre fue el elegido por Francisco Javier Manjarrez Juárez, recomendado de Arturo Peña Nieto, hermano del ex presidente de México. 

A estas y otras irregularidades –apunta– se suma el hecho de que De la Torre al frente del INIFAP ha hecho un manejo discrecional de los recursos destinados a la investigación, ha abierto una convocatoria para otorgar financiamiento fiscal exclusivamente a investigadores no agremiados en el SIIINIFAP, ha otorgado recursos a investigadores que no han cumplido con los compromisos ofrecidos en sus respectivos proyectos.

Lo que se bloqueo

En contraste ha bloqueado el acceso a los recursos para los investigadores agremiados en el SIINIFAP, varios de ellos miembros del Sistema Nacional de Investigadores, violentando con ello el convenio firmado ante la Junta Federal de Conciliación y Arbitraje, luego de una huelga de 48 días, denuncia el SIINIFAP.

Fernando de la Torre también está generando división entre los investigadores, al discriminar a los que son sindicalizados. Por ello, el 10 de julio el SIIINIFAP envío una carta (CEN 84 2019) a la SFP para denunciar la emisión de una convocatoria discriminatoria de parte del actual director del INIFAP, la cual convocaba a la presentación de proyectos de investigación científica y tecnológica solo al “personal investigador no sindicalizado”.

En su manejo, el director “apócrifo” del INIFAP ha removido personal para imponer a funcionarios con antecedentes cuestionables, pero leales a él; ha propiciado la polarización del personal investigador. En agosto pasado la dirección del organismo anunció en su boletín el reconocimiento de un nuevo sindicato de  investigadores conformado por una minoría de quienes no pertenecen al SIINIFAP, que ha recibido de manera irregular prestaciones otorgadas por la administración del organismo, sin cumplir con lo establecido en la ley.

Lo que ocurrió

Actualmente el Campo Experimental Valle de México (en Texcoco) este acéfalo, y en estas condiciones en este fin de semana ocurrió un robo de equipo de cómputo, y el actual director regional, nombrado por De la Torre y con antecedentes cuestionables, decidió que no se realizara ninguna labor de campo si él no lo ordena, poniendo en riesgo la cosecha de algunos cultivos y el mantenimiento de otros. Con esto se reafirma que la misión institucional no es, de modo alguno, prioridad para esta “Mafia del poder”.

Por todo lo anterior, los investigadores que integramos el SIIINIFAP exigimos la remoción de Fernando de la Torre y abrir un proceso para elegir un perfil comprometido con la transformación que hoy requiere el campo mexicano, por lo que no descartamos llegar hasta Palacio Nacional a insistir con AMLO en que interceda directamente para solucionar esta ilegalidad, expone Ramón Garza.

Ramón Garza recordó que el 21 de agosto de 2018 el SIIINIFAP envío una misiva –CEN/89/22018— a AMLO, entonces presidente electo sobre el proceso “ilegal y fraudulento de la mafia en el poder en el INIFAP para imponer al director general de la institución”.

Las anteriores son sólo algunas de las irregularidades que el directivo en cuestión ha realizado y dado que aún no hay una respuesta de parte de las autoridades correspondientes, los investigadores del SIIINIFAP decidieron dar a conocer esta situación a la opinión pública, expresó.



Deja un comentario:


NOTAS RELACIONADAS: