15.8 C
New York
jueves, abril 25, 2024

Abelina López: sus fantasmas y la cuota de Marcelo Ebrard

Abelina López: sus fantasmas y la cuota de Marcelo Ebrard

LECTURA POLÍTICA por: Noé Mondragón Norato

La reelección de la alcaldesa morenista de Acapulco, Abelina López Rodríguez debe verse desde lo que la realidad dicta: el premio a la incompetencia. Ningún razonamiento que borde el sentido común puede justificar una decisión tan aberrante fraguada desde el CEN de ese partido y del propio presidente AMLO, quien es el verdadero actor que avaló esa decisión. Porque han sido los habitantes de ese puerto quienes han sufrido con reiteración, los dislates, la indolencia y la ausencia de resultados de una alcaldesa que nunca se puso el traje de la autoridad municipal ante hechos que la rebasaron y exhibieron continua y sistemáticamente un trienio tan gris, mediocre, espantoso y oscuro.

LA CUOTA DE EBRARD. – El excanciller Marcelo Ebrard estuvo con un pie en el partido Movimiento Ciudadano (MC) una vez que la candidata del Morena Claudia Sheinbaum le ganó la nominación presidencial y apareció siempre como la “favorita” del actual presidente del país. De ahí se abre lo demás:

Abelina y Marcelo

1.- Toda reglamentación interna es violable fácilmente por el presidente en turno. Así como ocurría con el viejo sistema presidencialista tricolor. En Acapulco ocurrió. Porque tocando esta vez la designación de un hombre como candidato a la alcaldía —en función de que ya gobernaron esa comuna y de manera consecutiva dos mujeres— desde el centro del país se decidió que repitiera una mujer.

Se trastocó la equidad de género que esta vez padeció el género masculino. Y lo peor: se apeló al sistema reeleccionista heredado de la reforma electoral impulsada en 2012 por “el gobierno conservador priista” de Enrique Peña Nieto, e iniciada con el repulsivo e infecto Pacto por México. Pero que el presidente AMLO no quiso eliminar de su propuesta en el paquete de reformas enviado al Congreso de la Unión el pasado 5 de febrero. Y hoy Claudia Sheinbaum la utiliza como divisa de campaña. Es decir, la reelección le sirve para la elección presidencial del 2 de junio. Después, la puede desechar tras obtener de ella un beneficio. Son dos contradicciones que reciclan la cultura priista de las imposiciones disfrazadas de “apoyo del pueblo”. Y que, además, le pegaron directo, profundo y muy duro al corazón de la militancia fundadora del Morena.

Leer: Reelección de Abelina o la cuota de Ebrard

2.- A razón de que Marcelo Ebrard permaneciera en el Morena y no dividiera el voto de ese partido en el país durante la elección en puerta, el presidente AMLO le cedió territorios. Uno de ellos es la alcaldía de Acapulco. Marcelo ya vaticinó su aspiración presidencial para el 2030. Y logró que “su recomendada” Abelina López ganara la reelección. En este carril el propósito aparece claro: Marcelo pretende con Claudia Sheinbaum gobernando eventualmente el país, que Abelina no sólo se enquiste por segunda vez en la alcaldía del puerto turístico más importante de la entidad, sino convertirla eventualmente en aspirante a gobernadora para la elección de 2027. Es decir, le disputará el gobierno estatal al senador Toro, quien tiene su propio as bajo la manga, encarnado en la candidata al senado Beatriz Mojica Morga.

Abelina

En este punto, Marcelo aprovechará toda la estructura de priistas, emecistas y perredistas que tiene sembrados en Guerrero, para cerrarle el paso al senador Toro. De hecho, Abelina acusa muy buenos entendimientos con el grupo político del exgobernador priista Rubén Figueroa y con el del también senador tricolor y también reeleccionista, Manuel Añorve. Para confirmar estas alianzas, tiene incrustado como jefe de asesores a René Lobato Ramírez, un personaje al que se escucha en sendas grabaciones telefónicas filtradas y de uso recurrente en redes sociales, recibir instrucciones del propio Figueroa para que “se meta con Evodio” en la elección de alcalde de 2015.

También el hijo del exmandatario Rubén Figueroa Smutny le ordena a su chofer Pedro que “busque a Abelina y a Beatriz Mojica, sería puro PRD” le dice. Así, la cuota política de Marcelo Ebrard en Guerrero se convertirá en dolor de cabeza para el senador Toro. El punto vulnerable de Abelina es que acusa demasiada incompetencia y mediocridad para gobernar. Ya lo demostró. Además, su próximo reto pasa justamente, por la reelección. Ahí podría atorarse.

Hojeada de páginas 

HOJEADAS DE PÁGINAS…Y si el reparto de cuotas de poder en el Morena, con los personajes que integraron la disputa por la sucesión presidencial “o corcholatas” está marcando a ese partido, desconcierta por un lado que a la alcaldesa de Acapulco Abelina López la designaran muy tempranamente como candidata a la reelección, mientras que por el otro, a la de Chilpancingo, Norma Otilia Hernández Martínez, la fiscalía general de la república (FGR) no le genera indicios ni le da respuestas para determinar el estado que guarda la investigación en su contra. ¿Será acaso porque la actual alcaldesa de la capital no tiene un “padrino político” de la estatura de Marcelo Ebrard y por esa razón a ella no se le da “luz verde” para la reelección? Es otra de las contradicciones “democráticas” de un partido que se descompone grotesca e irremediablemente.

ARTICULOS RELACIONADOS

REDES SOCIALES

75,000FansMe gusta
631SeguidoresSeguir
451SeguidoresSeguir
1,795SeguidoresSeguir
13SeguidoresSeguir
11,700SuscriptoresSuscribirte

ARTICULOS RECIENTES