14 C
New York
viernes, abril 12, 2024

Escocia Abre Centro para Consumo Seguro de Drogas en Reino Unido

Escocia Abre su Primer Centro para el Consumo Seguro de Drogas en el Reino Unido

Escocia, con la tasa de mortalidad por consumo de drogas más alta de Europa, está tomando medidas para reducir las muertes relacionadas con drogas al inaugurar su primer centro oficialmente autorizado para el consumo seguro de drogas ilegales en el Reino Unido. El centro, ubicado en Glasgow, ha sido respaldado por el Gobierno escocés a pesar de las leyes británicas que tipifican como delito la mera posesión de muchas drogas.

El proyecto, propuesto por primera vez en 2016 después de un brote de VIH entre personas que se inyectaban drogas en lugares públicos, busca proporcionar un entorno higiénico y seguro para que las personas consuman las drogas que hayan obtenido en otro lugar. Contará con personal médico calificado y se enfocará en promover la reducción de daños y evitar las sobredosis. Los usuarios no podrán compartir drogas con otras personas en el centro, y se brindará asesoramiento y apoyo en materia de recuperación y bienestar.

A pesar de las leyes de drogas del Reino Unido, Escocia ha optado por este enfoque más de salud pública debido a su crisis de muertes por drogas, que se reconoce como una emergencia de salud pública. Con 248 muertes por drogas por millón de habitantes, Escocia tiene la tasa de mortalidad más alta de Europa en este sentido, mucho más alta que el Reino Unido en su conjunto (88 por millón).

La crisis de muertes por drogas en Escocia está relacionada con problemas de abuso de sustancias, marginación social y pobreza. La adicción a sustancias inyectadas y el abuso de benzodiacepinas han contribuido significativamente a esta crisis. Estos últimos fármacos, conocidos como «benzos», estuvieron involucrados en el 73% de las muertes por drogas en 2020, según el Gobierno escocés.

Leer:  Misión de la ONU Visita Nagorno Karabaj Después de 30 Años

A pesar de que Escocia tiene un Gobierno autónomo en muchos aspectos, su política de drogas sigue siendo determinada por el Gobierno central en Londres, que ha adoptado un enfoque más punitivo en comparación con otros países europeos que han trasladado la cuestión de la aplicación de la ley a la salud pública. A pesar de esta limitación, Escocia está tomando medidas audaces para abordar su grave crisis de muertes por drogas.

Este centro de consumo seguro es un paso importante hacia la reducción de daños y la prevención de muertes relacionadas con drogas en Escocia, y es un ejemplo de cómo las políticas de drogas pueden cambiar para priorizar la salud pública sobre la criminalización de los usuarios de drogas.

ARTICULOS RELACIONADOS

REDES SOCIALES

75,000FansMe gusta
631SeguidoresSeguir
451SeguidoresSeguir
1,795SeguidoresSeguir
13SeguidoresSeguir
11,700SuscriptoresSuscribirte

ARTICULOS RECIENTES